¿Sabías la historia del paso de la luz?

Home > Knowlege Experiences > ¿Sabías la historia del paso de la luz?

Las enfermeras mexicanas, que en el siglo XX aceptaron el reto de iniciar esta profesión al inaugurarse la Escuela de Enfermería del Hospital General de México en 1907, fueron las que comenzaron esta ceremonia que con el paso del tiempo se ha convertido en un legado

para las generaciones, un acto solemne y místico de esta profesión humanística.

Por ello, los profesionales de la enfermería realizan la “Ceremonia del Paso de la Luz como la transmisión simbólica a las nuevas generaciones de la ciencia y el arte del cuidado al servicio de la humanidad, y de los valores profesionales que humanizan sus acciones y forman la conciencia ética que nos permite reconocernos como parte sustantiva de un grupo profesional. Quien recibe la luz asume en conciencia, preservar la mística y los valores de una profesión profundamente comprometida con lo humano”

Desde el momento en que Florence ocupaba la lámpara para vigilar y observar a los enfermos durante las noches, este objeto se convirtió en un signo internacional que representa la luz que alumbrará el despertar de la enfermería como una profesión. “El candil de Nightingale pasó a ser el emblema de la profesión, simbolizando, por un lado, la esperanza transmitida a los heridos de Crimea y, por otro, la cultura y el estudio”.

 

La luz de la lámpara simboliza la firmeza, la fe y la esperanza que se requieren en las actividades profesionales y en todos los actos del cuidado de otro ser humano. En las manos de los aún estudiantes, y no tan lejanamente profesionales de la enfermería, deberá perdurar y conservarse viva para alumbrar el desempeño de la profesión con dignidad creciente, respaldada por el conocimiento y el saber, como profesionales de enfermería capaces de cuidar a quien lo necesita, con la inteligencia, la habilidad y el humanismo resultante del estudio constante y la dedicación al cuidado de los otros, que tiene como recompensa la infinita satisfacción del deber cumplido.

La luz de la lámpara representa el sello del compromiso ético que se adquiere y que habrá de perdurar a través del camino de la profesión, simboliza la obra de Nightingale; es el símbolo de la claridad y el conocimiento, de la búsqueda de la verdad y la excelencia académica.

Contáctanos

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
Calidad UO